PARQUES INFANTILES DE BOLAS

ULTIMAS NOTICIAS
¿Cómo solucionar un fin de semana aburrido de tu hijo?

¿Cómo solucionar un fin de semana aburrido de tu hijo?

16.12.2016.

¿Cuántas veces los padres hemos escuchado la expresión “me aburro”? ¿Sabemos cómo actuar? Hay infinidad de planes para un fin de semana en familia, aunque deberás buscar lo mejor en función de los intereses de tu hijo. Llevarlos al cine o a jugar a un parque infantil con bolas nunca falla, aunque hay otros planes interesantes.

Cuando llega el fin de semana comienza el momento de desconexión de nuestros hijos con la escuela y con las actividades extraescolares. Para nosotros también significa momentos de relax y debemos compartirlos con nuestros pequeños. No obstante, para algunos padres tener que pasar el fin de semana con sus hijos, a los que no saben cómo entretener, supone un auténtico problema. Hoy en día nos pensamos que si nuestros hijos están aburridos es un problema fatídico, ya que existe la mentalidad de que estar sin hacer nada es concebido como una mala conducta social. Es bueno que los niños se sientan aburridos en algún momento, ya que así descubrirán tanto los aspectos positivos como los negativos de la vida. La psicóloga Verónica Corsini afirma además que los pequeños suelen emplear la expresión “me aburro” de forma repetitiva, respondiendo los padres con un entretenimiento inmediato o pasando directamente de los niños. Pero lo que no saben es que muchas veces esta expresión responde a un estado anímico de tristeza o de saturación en nuestros hijos. El aburrimiento es algo subjetivo, ya que dependerá de la hiperactividad del niño o de las posibilidades que encuentre. También es tarea de los padres intentar buscar soluciones a un fin de semana aburrido para sus hijos, aunque sin obsesionarse. Siempre encontramos en un cumpleaños una solución, pues el niño se divierte jugando con otros niños en un parque infantil con bolas pasando horas del fin de semana. ¿Y qué hacemos el resto de días? ¡A continuación te proponemos varios planes!

  1. Puzles y juegos de mesa: Es cierto que tu hijo desea que llegue el sábado para poder sacar todos sus juguetes y esparcirlos por el suelo de su habitación, sin límites horarios. Pero también podemos probar a jugar con ellos y brindarles nuevas experiencias y nuevos conocimientos. Existen puzles y juegos de mesa acordes a diferentes edades e incluso podremos fabricarlos nosotros mismos, despertando la creatividad de nuestro hijo. Prueba a crear juegos sensoriales con arroz o madera, los cuales les divertirán, serán más seguros y con los que aprenderán nuevas texturas y formas.
  2. Hacer teatros: Es una de las actividades que más horas tiene captada la atención de nuestro hijo. Para ellos es concebido como un juego, pero inconscientemente desarrollarán su imaginación y su creatividad. Primero tendrán que organizar el decorado, buscar la música y ensayar, y luego se disfrazarán, algo que les encanta. Cada fin de semana podrá ir dedicado a una temática diferente (navidad, piratas, princesas, indios y vaqueros, animales, etc.). Prueba a que los disfraces sean hechos a base de materiales reciclados, pues además de desarrollar su ingenio estaremos educándoles en los valores de sostenibilidad con el medio ambiente.
  3. Manualidades: Son todo un clásico, pero nunca fallan. Colorear, recortar, pintar con témperas, hacer construcciones con plastilina o fabricar un mural. Pasaremos la tarde de forma divertida y creativa. Si empleamos materiales reciclados mejor, pues estaremos educándolos en evitar el consumismo y cuidar el planeta.
  4. ¡A cocinar!: ¡No te asustes y no pienses que se va a manchar o lo va a poner todo perdido! Un plan divertido para la tarde del sábado o del domingo podría ser ponerle una pequeña mesa, a su altura, junto a ti en la cocina. A los niños les encanta entrar en contacto directo con los ingredientes. Déjales que amasen la masa de la pizza, removiendo el chocolate o decorando el postre. Existen muchas recetas para niños, siendo hacer nuestro propio pan uno de los clásicos de la cocina infantil.
  5. Videojuegos: ¡No te lleves las manos a la cabeza! No se trata de que nuestro hijo se pase horas y horas frente a la consola, sino de aplicar los beneficios de un juego de mesa a nivel digital. De este modo, buscaremos juegos en los que podamos participar toda la familia, obteniendo aprendizaje y una tarde risas.
  6. Cines y museos: Aunque es un clásico, es cierto que cada vez es mayor la oferta infantil que presentan los cines y museos de nuestra ciudad, especialmente en horario matinal. Cuando llegan las vacaciones de Navidad o de verano ésta se incrementa notablemente. Poseen grandes beneficios, pues educan a nuestros hijos en importantes valores morales de la vida. ¡Disfruta con ellos en una exposición donde puedan convertirse en protagonistas o puedan tocar lo que ven! ¡Palomitas y una buena peli de dibujos animados son una perfecta combinación para divertir a los más pequeños!
  7. Actividades deportivas: Si hace sol, no dudes en salir a la calle a montar en bici, patinar, correr, nadar o jugar a la pelota.
  8. Parque Infantil con bolas: Hemos querido dejar para el final este clásico de los cumpleaños o de los fines de semana con amigos. Les encanta pasar horas y horas metidos en los tubos, jugando con las bolas de colores o inventando historias. Los parques infantiles con bolas son muy seguros para nuestros hijos, permiten su sociabilización con otros niños de edades similares, desarrollan su comunicación y les permite hacer un mayor uso de su creatividad y su imaginación. En los parques de bolas el niño se destensará de las actividades de la semana, descargará toda la adrenalina y se lo pasará en grande. Los niños podrán estar en contacto directo con diferentes colores y formas y tú mismo serás consciente de que aunque cada fin de semana vayas al mismo parque infantil con bolas, tu hijo siempre creará historias diferentes.

Dedícale tiempo a tu hijo, evita que se aburra, pero no te obsesiones. Disfruta de las horas que el fin de semana nos brinda junto a los más pequeños. ¡Llévales a dónde más les gusta, enséñales nuevas cosas y deja que se diviertan en un parque infantil con bolas!

Author: